IBM Security Guardium Vulnerability Assessment explora las infraestructuras de datos (bases de datos, almacenes de datos y entorno de Big Data) para detectar vulnerabilidades y sugerir acciones correctivas. La solución identifica situaciones de riesgo, como, por ejemplo, que falten parches, que la contraseña sea poco segura, que se produzcan cambios no autorizados, que la configuración de privilegios no sea la correcta y otras vulnerabilidades. Proporciona informes completos, así como sugerencias para hacer frente a las vulnerabilidades.

IBM Security Guardium Vulnerability Assessment detecta también vulnerabilidades derivadas del comportamiento, como el uso compartido de cuentas, un exceso de inicios de sesión administrativos y actividad poco habitual fuera del horario de oficina.